Servicios de ayuda a domicilio

Gestión Laboral

LLEVAMOS MÁS DE 3.000 SOLICITUDES DE SERVICIO ATENDIDAS

Entre las distintas soluciones que puede encontrar le ofrecemos el servicio de Gestión Laboral de Empleados del Hogar, la mejor forma de asegurar una buena y durarera relación con su emplead@: un servicio integral donde le asesoramos y le gestionamos todos los trámites legales como pueden ser:

  • Selección de personal.
  • Redacción de contratos laborales.
  • Trámites con la Seguridad Social.
  • Confección de nóminas mensuales.
  • Modificación de condiciones contractuales.
  • Cálculo y tramitación de fin de servicio.
  • Asesoramiento contínuo.
  • Trámites con Extranjería.
  • Resolución de conflictos.

"Te daremos todos los servicios de una Asesoría, además de revolver los conflictos que apareciesen"

Inevitablemente, la relación interpersonal entre el empleador y su emplead@ del hogar, tanto si está prestando servicios de cuidado de mayores como servicios de limpieza o canguro, puede fácilmente ser una fuente de roces y conflictos que finalmente llegan, cada vez con mayor frecuencia, a los juzgados.

A veces, la relación puede empezar a torcerse al aparecer discrepancias sobre los festivos, el descuento de unas horas por ausencia, la obligación de realizar o no una determinada tarea, o cualquier circunstancia que, a pesar de no revestir aisladamente una especial importancia, sirvan para encender el fuego de la discordia, el rencor o el despecho y, a medio plazo, causar un descenso en la calidad del desempeño, provocar el abandono del puesto de trabajo por parte de la persona empleada, incluso que ésta pueda presentar una demanda si no mostrase su acuerdo en el cálculo de la liquidación final o si detectase que su situación laboral no estaba bien documentada.

Tener una empresa que sirva para «poner orden» además de gestionar temas administrativos, proporciona un valor intangible de mucha importancia a la relación que mantiene cualquier empleado y empleador, pues ambas partes tendrán a la empresa como responsable y árbitro encargado de aclarar cualquier duda y circunstancia, evitando de este modo, entrar en conflicto directo, facilitando la durabilidad de la buena relación entre empleada doméstica y empleador, evitando futuras sorpresas desagradables.

Ir arriba

Contacta con nosotros